Velas y fanales Decofrancis
                    Descubre la magia de las Velas y fanales




El poder místico de las velas

Relacionadas con el romanticismo y la decoración de espacios, estos antiguos cilindros de cera son fuente de energía y conexión con lo divino, no en vano son utilizadas en los rituales de todas las religiones. Elementos indispensables en la época que no existía luz eléctrica, las velas son potentes ofrendas y poseen distintas propiedades de acuerdo a sus colores. Aprenda a conocerlas.

Las velas son poderosas fuentes de poder en la metafísica. La imagen de una pequeña llama encendida a partir de una mecha y cera fría conlleva una fuerte carga simbólica que ha atravesado generaciones y civilizaciones. Icono representativo de la vida y la energía, las velas están presentes en los matrimonios, en los altares y templos de todas las religiones, en rituales esotéricos, y también en los funerales.

Antes que existiera la electricidad, las velas era la forma de iluminación indispensable de cada hogar y hoy, pese a la evolución de las tecnologías, no hay casa donde no exista una, aunque sea como recurso decorativo semi olvidado en un rincón de la sala de estar, en plena ignorancia de su potente y, a la vez, sutil poder.

La vela se usa en los rituales místicos para representar los cuatro elementos de la naturaleza. Una vela encendida pone en movimiento las fuerzas de la naturaleza. La luz de la vela representa el elemento fuego, como purificador de las energías. El contenido de la vela, la cera, encarna el elemento tierra, que se licua connotando al elemento agua, para luego transformarse en gas, representando el elemento aire.

Una imagen clásica es la una persona encendiendo un cirio en un templo religioso, como gesto de petición de un favor o milagro. Y es que las velas son las receptoras simbólicas de los pedidos que cada persona realiza de acuerdo a su fe y creencias, y se usan mayoritariamente como ofrenda para que los seres santos, maestros, Ángeles o energías concedan lo pedido.

Se dice que es necesario que cada vez que se encienda una vela se haga con mucha concentración y respeto por todos los seres, ya que la mente es el primer emisor energético y esa voluntad es plasmada en la vela.

Significado de los colores

La materia prima de las velas es la cera, aunque también se utiliza parafina, resinas, aromatizantes, hojas de árboles, flores, y también esencias aromáticas. Pero son sus colores los que connotan distintas propiedades, conózcalas a continuación:

Blanco: Simboliza la adivinación, la verdad, la paz, la fuerza espiritual y la energía lunar.

Azul: Simboliza la tranquilidad, la inspiración y la calma. Se recomienda encender muchas velas azules cuando se esta angustiado o deprimido. Otorga tranquilidad y protección durante el sueño.

Café: Dicen que es ideal para localizar objetos perdidos y mejorar los poderes de concentración. También se utiliza para pedir la protección de familiares y de animales domésticos.

Oro: Atrae el dinero, el poder de las influencias cósmicas.

Gris o plata: Ideal para eliminar la negatividad, estimular la estabilidad y atraer las influencias benéficas, así como neutralizar las influencias negativas. Simboliza madurez, seriedad y sabiduría.

Verde: Para la salud, el dinero, la fertilidad, el éxito, la buena suerte, la prosperidad, el rejuvenecimiento.

Naranja: Para estimular la energía. Simboliza la alegría.

Rosado: Evoca la ternura, el amor y la amistad. Representa la belleza, la moralidad, la confianza y la ingenuidad.

Rojo: Se utiliza para llamar la fertilidad, el amor, la pasión sexual, la salud, la fuerza física, el valor y el magnetismo. También simboliza la creación, la victoria y la innovación.

Amarillo: Para la confianza, la atracción, el encanto. Se recomienda encender una vela amarilla en momentos de oscuridad y tristeza, para recibir una luz que oriente el destino.

Morado: Simboliza la transmutación y el poder. Se utiliza para llamar al éxito, prestigio, reconocimiento social y elevación.

Violeta o lila: Es el color de la perseverancia, el sacrificio y la piedad. Encender una vela de este color trae tranquilidad, cordialidad y un ambiente de calma.

 

Inicio